Aerial photo of a forest with a large square area of trees having been taken down. The patch of land that remains is mainly dirt and shrubbery

Grupo bipartidista de legisladores presentará ley para enfrentar la deforestación y delitos ambientales a nivel global

Washington, DC — El senador Brian Schatz (D-HI) y los congresistas Earl Blumenauer (D-OR) y Brian Fitzpatrick (R-PA) anunciaron hoy la presentación de la Ley de Bosques (FOREST Act), la cual, de ser aprobada, prohibiría la importación de productos agrícolas producidos en áreas que hayan sido deforestadas ilegalmente. La ley exige que las compañías que importen ciertas materias primas desde regiones con altas tasas de deforestación ilegal deben trazar sus cadenas de suministro hasta el punto de origen y demostrar que los productos fueron producidos en cumplimiento con las leyes locales.

Junto a más de 40 organizaciones estadounidenses que trabajan en pro del medio ambiente, los derechos humanos y la lucha contra la corrupción, EIA firmó una carta abierta haciendo un llamado al Congreso y a la Administración Biden-Harris para que se apruebe y promulgue con prontitud la legislación propuesta, la cual consideran “un paso crítico para abordar a nivel global la deforestación y la degradación de los bosques, el cambio climático y la pérdida de la biodiversidad, promoviendo la buena gobernanza y generando condiciones de igualdad entre las empresas nacionales y extranjeras”.

EE. UU. es un mercado importante para materias primas importadas y ciertos productos asociados que están vinculados a la deforestación, incluyendo, por ejemplo, el aceite de palma del sudeste asiático y el ganado producido en Latinoamérica. En Brasil, que exporta carne y pieles procesadas a EE. UU., la gran mayoría de la deforestación viola las leyes del país para proteger el medio ambiente y los derechos de los pueblos indígenas.

El director ejecutivo de EIA, Alexander von Bismarck, hizo la siguiente declaración:

“Los consumidores estadounidenses no deben ser financiadores involuntarios de los crímenes ambientales y las violaciones de derechos humanos. Las compañías estadounidenses responsables y que cumplan las leyes no deberían tener que competir en nuestro mercado contra los productos producidos ilegalmente. Esta iniciativa une a las compañías y consumidores estadounidenses en un esfuerzo para ayudar a detener la pérdida de los bosques a nivel global y debe ser aprobada lo antes posible.”

Se espera que la Ley de Bosques sea presentada ante la Cámara de Representantes y el Senado en el transcurso de la próxima semana. El proyecto de ley es coauspiciado por los senadores Booker (D-NJ), Coons (D-DE), Heinrich (D-NM), Merkeley (D-OR), Murphy (D-CT), Warren (D-MA) y Whitehouse (D-RI) y los congresistas Emanuel Cleaver (D-MO), Nanette Barragan (D-CA), Alan Lowenthal (D-CA) y Steve Cohen (D-TN) de la Cámara de Representantes.

El texto completo del proyecto de ley está disponible aquí. Un resumen de una página está disponible aquí y en este vínculo se puede acceder a un resumen de cada sección.

Una versión en inglés del comunicado de prensa está disponible aquí.